Enfócate en las fortalezas

Durante mis años intentando liderar equipos he escuchado en muchas ocasiones que la manera de preparar un plan de desarrollo para cualquier persona es centrarse en aquello que en lo que no se nos da bien, en aquellos aspectos o áreas en los que no somos buenos…en resumen, he escuchado que cualquier plan de desarrollo que se precie debería enfocarse en hacer que desaparezcan las debilidades para al final convertirte en un mejor profesional.
Pues después de unos cuantos años trabajando en el desarrollo de personas y sobretodo, aprendiendo de los ejemplos que he podido ver en mi carrera profesional, hoy puedo compartir con vosotros que estoy convencido que el verdadero desarrollo siempre nace de las fortalezas de una persona. Son en las fortalezas de una persona en donde reside el poder, la motivación y el empuje para construir cualquier plan de desarrollo que se quiera llevar a buen puerto. Voy a intentar explicaros porque pienso lo que os acabo de decir:

-Para que exista el desarrollo, éste tiene que venir desde la propia motivación de la persona que se quiere desarrollar. Desarrollo significa evolución, crecimiento, cambio, y  para que todas las anteriores se den, es necesario que siempre exista una motivación  intrínseca que haga que el principal precursor de ese cambio sea uno mismo. 
Tal y como menciona Daniel Pink en su libro “La sorprendente verdad sobre qué nos motiva”, una de las tres palancas que hace que las personas nos automotivemos es el dominio de la tarea, por tanto dominar algo será más fácil si ese algo nos gusta y nos gustará más cuanto más lo dominamos, por tanto entraremos en un círculo virtuoso. Normalmente aquello que más nos motiva suele ser aquello en lo que somos buenos, es decir, nuestras fortalezas, por tanto, enfocándonos en nuestras fortalezas avanzaremos más rápido en nuestro desarrollo.

-Enfocándote en las fortalezas de la persona a la que quieres desarrollar, aumentarás su confianza en sí mism@ con lo que estará mucho más preparada para tomar nuevos riesgos que le hagan salir de su zona de confort y esto será clave para que una persona se desarrolle, ya que el verdadero desarrollo ocurre fuera de nuestra zona de confort.

-Todos tenemos algún talento y en muchas ocasiones éste está oculto por las debilidades. Las debilidades tienen el poder de hacerse visibles de una manera más rápida debido a la competitividad a la que cada día nos enfrentamos. La competitividad en muchas ocasiones hace que no tengamos la paciencia necesaria para dejar que el talento que toda persona tenemos salga y consigamos ese desarrollo que buscamos. Es necesario tener paciencia para que el talento salga a la luz y éste casi siempre viene de alguna de nuestras fortalezas, por tanto, enfocándonos en el desarrollo de las fortalezas de una persona será muy problable que consigamos ayudar a esa persona a encontrar su talento y por tanto a conseguir su mejor versión. 

Y para finalizar este post os dejo una frase que dijo Peter Drucker (abogado austriaco considerado el mayor filósofo de la administración de empresas del siglo XX) que dijo “Nadie debería ser nombrado para una posición directiva si su visión se enfoca sobre las debilidades, en vez de sobre las fortalezas de las personas”

Espero que os guste este post y recordad… Enfócate en las fortalezas, en las tuyas y en las de tu equipo y conseguirás tu mejor versión y la de tu equipo…
Un abrazo
Yayo

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Equipo, Liderazgo, Motivación. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s